El comienzo

Mas de treinta años han transcurrido desde aquél día que dos sacerdotes palotinos arribaron a Santurce. Venían buscando colaboradores que les ayudaran a preparar el terreno espiritual primero, y más adelante edificar un templo.

En la década de 1970, Santurce estaba creciendo desmesuradamente. Había que atender a las necesidades espirituales. Había que hacer pequeñas comunidades humanizando los grandes templos, que ahora que daban desbordados por las necesidades de una población que superaba los 50.000 habitantes.

Estos sacerdotes eran el P. Miguel Vega (q.e.d.) y el P. Jaime Fernández. Con la ayuda de varios vecinos de Santurce, como Simón Navarro (q.e.d.), Jesús Ruiz (q.e.d.) y Fernando Andrés se estuvo buscando un local que al menos sirviera de oficina parroquial.

Las H.H. Carmelitas, que están al frente del colegio San José, nos ofrecieron incondicionalmente su Capilla de Avda. Murrieta , y así comenzamos la andadura.

 Hasta ese día habíamos tenido que reunirnos en distintos lugares, primero en una casa de Coscojales, donde se comenzó la catequesis, después pasamos a otra de Pagazaurtundúa y después a una de Genaro Oraá, pero ahora ya disponíamos los sábados de aulas del colegio para la catequesis, y los Domingos los feligreses comenzaron a asistir a la Misa que se celebraba en la Capilla.

La marcha del P. Miguel, primer párroco y hermano del P. Manuel, fue sentida por todos los grupos que ya funcionaban, pero la primera piedra ya estaba colocada, otros vendrían y continuarían la labor, y estos fueron el P. Serafín y el P. Alberto.

Fue al P. Serafín al que se le ocurrió la que más tarde se conocería como la operación "ladrillo". Consistía en ir piso por piso de los potenciales feligreses, labor encomendada al grupo de señoras, que cada vez acudían en mayor número y entusiasmo, y donar el importe de un ladrillo, o más, según las posibilidades del donante.

Con la cuestación puerta a puerta y la ayuda del obispado el Templo pudo hacerse realidad.

Teníamos ya Templo, pero faltaban la ornamentación, bancos, etc... la institución Teresiana nos donó el Sagrario, la Cruz del Altar y parte de los bancos, el resto fue construido gracias a la cesión de un taller de carpintería, ... y así fue creciendo la parroquia Reina de los Apóstoles.

Esta misma labor, pero por ser generalmente en solitario, nosotros creemos más meritoria, la continúa desde hace muchos años el P. Manuel Vega, pues desde que llegó a Santurtzi no cesó en trabajar por la mejora de las instalaciones, dando más capacidad a las mismas, embelleciendo sus exteriores con puertas de acceso nuevas, renovando lo que había quedado obsoleto, mural exterior, y locales parroquiales.

El nuevo Templo es humilde pero hermoso, está enclavado en los bajos de un edificio sito en la plaza Señorío de Vizcaya n° 7.

Detalle del Altar central, Crucifijo, imagen de la Reina de los Apóstoles, atril, credencia y Cirio Pascual, engalanados para una celebración Eucarística.

Inauguración

El 13 de Febrero de 1982, el Sr. D. Luís María de Larrea, Obispo de la Diócesis de Bilbao, en un solemne acto inaugura y bendice el Templo Parroquial, con esto la Comunidad Reina de los Apóstoles había recibido su Primera Comunión, y ahora le llegaba el tiempo de crecer y madurar.

Bodas de Plata

Los días 14, 15 y 16 de Mayo de 1999 celebramos en la Parroquia Reina de los Apóstoles de Santurtzi diversos actos para conmemorar sus Bodas de Plata.

El 14 de Mayo a las ocho de la tarde hubo una charla-coloquio a cargo de D. Jaime Asenjo. En ella se profundizó sobre la figura de Dios Padre.

Los actos continuaron la mañana del Sábado día 15 con una serie de actuaciones para los más pequeños, con juegos, talleres, karaoke, etc., toda una fiesta que bajo el nombre; Auzoan Alaitasuna-Alegría en el Barrio; se llevó a cabo en la Plaza Señorío Vizcaya. El buen tiempo permitió el disfrute de los más pequeños y la posterior actuación de coros y grupos de danzas regionales. A las tres de la tarde 125 personas pertenecientes a la parroquia continuaron la celebración con una comida de hermandad en el colegio de San Francisco Javier.

El Domingo, día 16, a las once y media los niños tuvieron su Misa, y a las doce y media se reunió la Comunidad para la solemne Eucaristía concelebrada por los sacerdotes del Sector y los sacerdotes Palotinos que han pertenecido a la Parroquia a lo largo de esos 25 años de su historia, presidida por el Obispo de Bilbao D.Ricardo Blázquez.

Se recordó de una manera especial al P. Miguel Vega (q.e.d.), primer párroco de Reina de los Apóstoles y hermano de P. Manuel Vega, párroco actual, se recordó igualmente los duros comienzos de este Templo y cómo hoy se puede hablar de una Comunidad cohesionada y articulada entorno a María Reina de los Apóstoles.

Terminada la celebración los sacerdotes departieron con los feligreses en un ambiente de festividad y de ánimo para poder celebrar juntos las próximas Bodas de Oro.